Cuaderno de filosofía

“Creo haberme dado cuenta de que existe una gran diferencia entre nuestra realidad y la idea que de ella tenemos la mayoría de nosotros. Se trata de un error de perspectiva bastante natural pero muy poco beneficioso si de verdad queremos llegar a comprender quienes somos y a qué mundo pertenecemos. Seguramente habrá muchas otros casos en los que se podría criticar ciertos errores de perspectiva para la ideología común, pero yo aquí me conformo con revelar al menos uno de ellos.

 Una falta clásica en el hombre es identificar la realidad como algo estable. Esto choca radicalmente con la naturaleza de lo real, que es esencialmente cambiante. Nuestro pensamiento elabora sus ideas principalmente en términos de estabilidad, mientras que la realidad, tanto en sus partes como en la totalidad, es un hecho cambiante que debe ser reinterpretado continuamente, lo que nos lleva a un importante problema de inadaptación. Por ejemplo, para el hombre, la historia ha supuesto una sucesión de cotas o logros en filosofía, religión, ciencia o cultura que a cada instante le ha proporcionado una determinada visión de la realidad. Sin embargo, en cada uno de esos instantes, tendemos a familiarizarnos demasiado con un correspondiente paradigma hasta llegar  a confundirlo con la propia realidad, despreciando las concepciones pasadas o las posibles cotas futuras como ficciones o irrealidades, cuando no lo son más que el paradigma que corresponde a nuestro presente. Yo llamo a esto amor al paradigma. El amor al paradigma no debe confundirse con ser “un hombre de su tiempo”; enfrentarse a los problemas y cuestiones propios del tiempo en que se vive no solo es lícito, sino necesario; pero de ahí a confundir el paradigma presente con la propia realidad existe una gran diferencia.

 Si de verdad queremos tener una visión real del hombre y su mundo, debemos observar las cosas por encima del paradigma presente, teniendo en cuenta también las concepciones pasadas y los pronósticos para el futuro, concebir toda esa sucesión de paradigmas, todo ese camino realizado y por realizar como el hombre, y todo ese despertar a la realidad como el mundo. Entiendo esta visión como un salto cualitativo en el hombre a la hora de interpretar al mundo y a sí mismo.”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: